30.12.15

Iluminando: JLA nº 1, B. Hitch, DC-ECC 2015


DC vuelve y Marvel va. Al principio desta década las cifras de venta de grapas de Superhéroes en tiendas especializadas de EE.UU. (casi los únicos lugares físicos donde allí se pueden conseguir a pesar de los inconvenientes que eso supone) para sus editoras eran insatisfactorias y por ello DC, siempre una editorial más innovadora y abierta que Marvel, decidió petarlo todo para aumentar la audiencia. Decidió reiniciar el Universo DC, variar la temática un poco y rejuvenecer a los personajes así como las historias. Fue un movimiento loco, por lo que sólo se puede explicar desde la frustración, pues no tenía sentido hacer cómics juveniles con autores cincuentones o con gente que no había salido del gueto de los Superhéroes en su vida, pero es que además luego se supo que quien compraba grapas eran los adultos no los jóvenes. Así que acabó resultando un desastre. Para completarlo, lo único bueno del movimiento, editar cómics no superheroicos, fue un fracaso seguramente porque la clientela que pilla grapa no superheroica en parte lo hace porque pasa de las grandes empresas, no cree que puedan producir un entretenimiento que le guste. Así se sucedieron meses de angustia que convirtieron DC en un lugar hostil para el trabajador que sólo terminaron cuando se tocó fondo, pues la fórmula de los mandamases de la editorial ante la cagada no fue tratar bien a los creativos sino mercadotecnia (portadas múltiples, portadas amarillistas, eventos, crossovers...). Cuando por fin los editores decidieron que su terapia no funcionaba volvieron a decidir virar, esta vez de forma menos agresiva y abrasiva, optando por disimular que lo que DC busca es la pela y dirigiendo los cómics otra vez a su público natural, los aficionados a los superhéroes, pues aunque pocos están más dispuestos a gastar su dinero en papel, aunque sólo sea por coleccionismo, que los adolescentes. Así, hoy, ya que las ventas no han mejorado, Marvel está inmerso en la ida (pero corrigiendo muchos de los errores que cometió DC porque la cobardía a veces compensa) mientras que DC está volviendo (sin renunciar a lo hecho). En este proceso, que está llegando ahora a España, se enmarca esta nueva colección, que lleva un título tradicional: Liga de la Justicia de América. Está claro que apela a lo clásico a pesar de tener la alineación N52. Otra cosa que lo deja claro es que Wonder Woman lleva bragas. Lo malo es que a Hitch le gustan escuálidas.


Lo que me ha llevado a ella no ha sido el aroma a clásico. Yo no soy fan de DC, sólo tenéis que ver el blog. En todo caso de la DC de 1997-2005. Lo que pasa es que la JLA me parece el supergrupo más interesante de todos pero no me gusta G. Johns como guionista (es un Busiek moderno, tan convencional como casarse de blanco tras años de convivencia con la pareja), así que desde los N52 no he leído nada (de hecho desde el fiasco Meltzer) del susodicho. Por tanto, lo que me atraía era la posibilidad de poder volver a leer una cole de la JLA. Además Hitch es uno de los mejores dibujantes de Superhéroes de la Historia, aunque no ha participado en algo grande en calidad. Así pues, teniendo en cuenta que podría trabajar donde quisiera y con quien quisiera, tanto de ficción como real, que haya decidido dedicarse a esta cole significa que tiene entusiasmo, interés y un proyecto sólido (no creo que DC lo hubiese autorizado de otro modo) pues se ha ido madurando con el Tiempo. No tiene pinta de que Hitch se le ocurriese ponerse al frente de la JLA de un día para otro. El grupo le debe molar más que cualquier otro del mainstream y así, como cualquier fan, ha ido imaginando con el tiempo historias del supergrupo. Todo esto neutraliza, en mi opinión, su poca experiencia como guionista y abre la posibilidad de que si la experiencia se combina con el éxito, se venga arriba y llegue a hacer algo bueno. De momento, para ser un hot, está manteniendo el interés en su trabajo. Además ECC le ha otorgado la grapa, y eso es algo muy difícil de conseguir. No parece, por tanto, que la cosa esté yendo mal.

Así pues JLA era una cole que esperaba junto a Superman y la alabada "Guerra de Darkseid" (o algo así). De todas ellas, desas 3, es la única que me ha molado. Superman no está mal, está bien guionizada y es actual pero no parece que vaya a ser interesante, y la Guerra es puro G. Johns: bien hecha pero vulgar y convencional como cualquier otro producto empresarial. De todos modos dejemos algo claro ya, la JLA de Hitch es mediocre. Bueno este nº, lo único que he leído.

Es un trabajo mediocre pero tiene algo seguramente inapreciable para un aficionado del siglo XXI. No es que sea clásico, por edad Hitch pertenece a los 90, no estamos ante un ejercicio de nostalgia, es simplemente otra forma de narrar. Una forma más directa, sencilla, concreta y heroica. Así pues, como autor, Hitch está más cerca del siglo XX que de pensar en tpb y temporadas. Aquí por lo menos. Y aunque sea inexperto no es manco. Para empezar lo clava. Una ley de la narración es enganchar desde el principio, que en algo visual significa también impresionar. Hitch la cumple a la perfección en las 1º páginas: una montaña de cadáveres de Superman. Si eso no engancha, nada lo hace. Y por si acaso Hitch remata: un Superman moribundo le dice al Superman protagonista una frase corta y ambigua antes de fallecer. Eso es empezar como hay que empezar y no como se hace hoy, dejando lo gordo (que suele ser menos que un Superman muerto) para el nº 5 o 6. Planteado el misterio, en el resto del nº Hitch, mientras lo gestiona, tira de la Fórmula, pelea superheroica espectacular que llena casi todo el episodio, para llegar, un tanto atropelladamente, a un buen cliffhanger. Por el camino tenemos un Superman con más sangre en las venas de lo habitual a pesar de su inmenso autocontrol (ver una montaña de cadáveres suyos le altera poco) y superhéroes de verdad, gente de una pieza, que se suele confundir con unidimensional o plana a pesar de que quiere decir heroica, es decir, valiente, tenaz, magnánima y generosa. No estamos ante héroes sensibleros (emos) o en crisis (ahora pierdo el nombre, el martillo y el brazo, ahora envejezco y pierdo el escudo, ahora vuelvo a ser borracho y malo...) que es la tónica de Marvel desde hace mucho tiempo. Estamos ante personajes que son héroes, no mezquinos o lloricas. Estamos ante gente que actúa, se sacrifica e intenta hacer lo mejor. Ante la gente que hizo mainstream al género. Gente con carisma. Es decir ante personajes del siglo XX. Personajes que venden por sí mismos y no por sus autores o porque la empresa lo dice como los del XXI.

Si esto no te pone ojiplático deja de leer superhéroes. Estás muerto por dentro.

Junto con la montaña de cadáveres de Superman y personajes de una pieza (si bien en el episodio sólo se puede considerar como tales a Superman, Aquaman y Cyborg ya que los demás son secundarios) otra cosa que me ha encantado ha sido el dibujo. Se ha criticado mucho a Hitch por él. Es cierto que se limita a abocetar 9 de cada 10 viñetas así que deja mucha responsabilidad a sus entintadores, que cumplen con creces, pero es que su estilo realista no puede ser mensual porque lo artesanal lleva mucho tiempo. Así pues hay que agradecerle que se haya currado un especial de 48 páginas sin recurrir al ordenador ya para cortar y pegar ya para generar fondos. Hitch, gracias a su enorme talento, puede dibujar todo en cualquier perspectiva con soltura y eficiencia y así pese a que la mayoría de las viñetas no están trabajadas, cumplen de sobra porque están por encima de la media en competencia y corrección anatómica. Por si esto no fuera suficiente Hitch compensa su abocetamiento currándose los fondos y la narrativa. En la Acción el entorno es más importante que la figura ya que es lo que da espectacularidad, es decir, tridimensionalidad, escala y verosimiltud. La acción no mola sobre fondos vacíos sino inmersa en un entorno real. Hitch es uno de los pocos dibujantes que se ha dado cuenta dello y por eso es de los buenos. Así, aunque sorprende que los edificios estén más currados que las figuras, en realidad eso es lo inteligente. En cuanto a la narrativa el tío en general se curra entre 5 y 7 viñetas por página que se leen en diferentes órdenes. Así todo queda fluido, detallado y con ritmo. La historia es convencional pero está genialmente animada y así eso no importa mucho. Por tanto es normal que haya flipado con ello. Estos últimos años leyendo a Marvel me he tragado muchos dibujantes que apenas hacen más de 4 viñetas por página, que pasan de los fondos, que copipastean mucho y ponen fondos de ordenador siempre, y con una narrativa pobrísima ya que sólo conciben la viñeta como émulo de la pantalla de cine de modo que siempre se lee de arriba abajo. Así es normal que me haya entusiasmado cuando me han dado algo bueno. Algo que es Cómic. Algo cuyo segmento narrativo puede tener cualquier tamaño y la página puede tener diferentes órdenes de lectura. Si comparáis todos los cómics de la etapa de Hickman en Los Vengadores hechos por mil dibujantes, se supone que de los mejores de la editorial, por ejemplo, veréis que ninguno resiste la comparación. Hitch sabe hacer cómics de Acción mientras que los dibujantes de Marvel no, hay excepciones. Siempre las hay. El Opeña y el Deodato, por citar los más celebrados, al lado de Hitch hacen basura.

Por tanto, dentro de ques un nº mediocre porque privilegia la Acción y porque no inventa nada nuevo, la sabiduría, la experiencia, las ganas y una buena idea hacen deste nº de la JLA el mejor nº 1 de la década (y a lo mejor del siglo) porque promete y engancha, que es lo tiene que hacer. Ahora a ver que pasa, si Hitch se mantiene o mejora o se desinfla o desfonda y si sus ideas no son tontáas. De momento le agradezco enormemente que hoy se ponga a hacer un cómic de Superhéroes de verdad, sin concesiones a la moda, lo juvenil y a las trapacerías de los guionistas actuales. Los superhéroes molan sólo cuando son superhéroes.

24.12.15

Cómics en las estanterías now X


Llevo bastante tiempo con esta sección aparcada pero eso no significa que no se deje de reeditar a tutiplén, sobre todo Panini y ECC, que cada vez viven más de la nostalgia que de la novedad... Por eso es probable que se me pase revisar alguna cosa con tanta reedición. De hecho incluso ya se requeterredita de modo que ya hay bastantes cosas que comenté en su día y que revisé en esta sección que han vuelto a ser reeditadas. Lo sorprendente desto es que muchas desas cosas no merecen más la pena que todo lo que se podría editar. En fin, al turrón :D 

La saga de Korvac: también hace año y medio se reeditó esta historia de Los Vengadores clásicos. La cole deste supergrupo no destaca por su calidad, no tiene nada memorable, pero esta aventura está por encima de la mediocridad habitual. Es algo rancia y por ello tiene sus cosas disparatadas y un dibujo soso y vulgar, pero es interesante y el que la lucha del supergrupo contra Korvac en realidad sea la alegoría de la lucha destos contra el Editor en Jefe de Marvel de entonces, Shooter, el guionista de la saga, le confiere un tono emotivo que lo saca de la convencionalidad característica de la serie a la que pertenece. De los pocos Marvel Gold de Vengadores cuya compra se podría llegar a considerar.

Los Invisibles: esta serie concluida se empezó a reeditar a principios de año y va a terminar el mes que viene. En este caso era necesario porque esta obra no tenía una edición decente. La susodicha es uno de los títulos más interesantes de Vertigo y lo único verdaderamente bueno de todos los títulos revisados en este post. Conspiparanoia científica con ramalazos gafapastas y experimentales y pobremente dibujada a mil manos. Dicho así no parece muy recomendable, porque además barata no es, pero la historia es interesante, original, coherente y, aunque irregular, está salpicada de ocurrencias brillantes. Como todo lo de Morrison peca de ambiciosa, pero la audacia y la pericia del escocés, como siempre, salvan los muebles dejando algo muy por encima de la media de la producción yanki de cualquier año, deste siglo o del pasado.

Guerras Asgardianas: a principios de este año esta miniserie salió en tomo. Es una chorrada como se puede deducir viendo a su guionista: Bendis. Además hoy es totalmente irrelevante pues en su momento respondía a un intento de promoción del Capi, Thor y Iron Man como la tríada Marvel que no ha cuajado y por ello no sólo se ha olvidado, sino que hoy ni Thor ni Capi son los que eran o los que son en esta miniserie. Lo único bueno que tiene es que la dibuja el gran Davis. Poco para retratarse en caja con esta cagada maloliente de Bendis.

Pesadilla de Verano: a principios de año salió esto. La necesidad obligaba ya que es el prólogo a la nueva reedición de la JLA de Morrison (ya hablé en esta sección de la anterior), una de las 10 mejores etapas superheroicas de todos los tiempos que en España no ha tenido una edición decente hasta su última reedición, que empezó este año y va a concluir el mes que viene. La historia parte de una buena idea, pero está guionizada mediocremente y dibujada a 4 manos por 2 artesanos pobres y toscos y por ello totalmente olvidados hoy en día. Pudo estar mejor, y es una pena, pero los fallos no hay que recompensarlos.

20.12.15

La Latveria de Doom o la España de Rajoy?


Cuatro Fantásticos nº 258 vol. I EE.UU. páginas 2 y 3.

Uno de los numerosos fallos de Byrne en su injustamente aclamada y sobrevalorada etapa en los 4F fue su caracterización de Doom. Con él el tirano latveriano es un niño caprichoso e irascible. El problema que tenía Byrne es que no se dio cuenta de que Doom en realidad es un déspota ilustrado, así que no supo integrar en el personaje la villanía con el genial estadismo. Hay que reconocer que es difícil y por eso casi ningún guionista que ha escrito a Doom ha querido meterse con ese problema. Así, tenemos aquí el típico chiste byrniano cuando trata al tirano latveriano: desde que el vuelve a gobernar (nótese que como los reyes divinos él es capaz de hacer que los campos den abundantes cosechas) no hay delitos, ni hambre, ni desempleo así que el pueblo se siente feliz y contento ... lógico ya que Doom hace de Latveria la única utopía realizada; pues no, está feliz y contento porque él se lo ha ordenado. Lo que subyace aquí es que Byrne considera que la libertad es más importante que cualquier otra cosa y que por eso nadie estaría feliz y contento en una utopía en la que no se pudiese elegir a los gobernantes (en caso de que los tuviera). Es el soma yanki para poder vivir en una Estado injusto y en una sociedad egoísta que además permite rechazar el totalitarismo, el comunismo y el Estado del Bienestar. Pero realmente en una democracia la gente no votaría siempre al único capaz de garantizar seguridad absoluta, cobertura total de las necesidades básicas y pleno empleo? Los estadounidenses votaron 3 veces seguidas a F. D. Roosvelt  y pararon porque murió y eso quel tío se quedó lejos de traer una utopía, pero es que sus votantes consideraron que era el único capaz de protegerlos de la delincuencia, el hambre y el paro... O sea, en realidad la gente quiere votar o vivir bien? La gente no sería feliz en una tiranía donde tuviese todo cubierto y no se tuviese que preocupar de nada? De verdad que los latverianos no se sentirían felices y contentos de vivir seguros, bien abastecidos y empleados sólo por vivir en una tiranía? No pensarían 3 de 4 es mejor que 1 de 4? 

Cuatro Fantásticos nº 30 vol. III EE.UU. página 4 última viñeta.

La viejales está hablando con Susan Richards: Algunos insatisfechos dirían eso [que Doom es un tirano] pero están muy equivocados. Doom nos provee de paz, un estándar de vida sin parangón en la Tierra y el respeto de todas las naciones. Piense alteza [Susan se ha casado con Doom], cuándo fue la última vez que un ciudadano de Latveria fue ultrajado en tierras extranjeras? El mundo sabe que amenazar a una criatura de Latveria es llamar a la ira de Doom. 

Años después quien escribe es el mediocre de Claremont. Es una de las escasas incursiones en la mente de los latverianos. De nuevo estamos en lo mismo aunque al menos ya no tenemos la estupidez de considerar que si alguien en una tiranía viviese seguro y fuese rico estaría triste y apenado porque no vive en una democracia. Cuando alguien llega a tener cierta riqueza y seguridad siempre pide más libertad para disfrutarla, eso demuestra la Historia, pero también que cuando ese alguien cree que eso se debe sólo a una persona no quiere que se vaya dándole igual que sea un tirano.

En fin, preferís vivir en la Latveria de Doom o en la España de Rajoy? 

14.12.15

Poniéndome electoralista...


Sensación ... a pesar de las imágenes de los medios de comunicación ... nuestros descendientes tendrán que trabajar cada vez más duramente para conservar los lujos que hoy gozamos. El gran auge industrial no sólo ha estado contaminando la Tierra con desperdicios y venenos; también ha vomitado bienes y servicios que cada vez son de peor calidad, más caros y defectuosos. 

Incrementar la producción ... en el pasado ... da como resultado nuevos sistemas de producción... cada uno de ellos con una forma característica de violencia, trabajos penosos, explotación o crueldad institucionalizada.

Los más grandes obstáculos que se oponen al ejercicio de la libre elección ... es la falta de reconocimiento que reciben ... el predominio de las guerras, la desigualdad y la pobreza ... Por no comprender las probabilidades contrarias a la libre elección millones de seres que serían libres se han entregado a nuevas formas de esclavitud ... Con el fin de cambiar ... es necesario ... conocer ... los factores causales de la evolución cultural.

A lo largo de las historia las personas han sido reiteradamente engañadas a fin de que creyeran que las enormes desigualdades son necesarias por su propio bienestar. 

La corrupción solía aumentar en progresión geométrica en relación con el número de años que la dinastía permanecía en el poder.

Pueden surgir formas de gobierno despótico capaces de neutralizar la voluntad y la inteligencia humanas durante miles de años. Esto también supone que el momento conveniente para una elección consciente sólo puede tener lugar durante la transición de un modo de producción a otro. Cuando una sociedad se ha comprometido con una estrategia tecnológica y ecológica concreta para resolver el problema ... es posible que durante largo tiempo no pueda hacer nada con respecto a las consecuencias de una elección poco inteligente.

La maximización de su propio bienestar político y económico inmediato [los señores feudales] ... consistía ... en avanzar hacia intentos más grandes y más desinhibidos de hacer dinero y acumular capital.

No es posible ignorar la amenaza que hoy representa la intensificación del modo de producción  capitalista para la conservación de esos preciosos derechos y libertades que hasta el momento, aunque brevemente, florecieron bajo sus auspicios ... El secreto de este "gran salto adelante" en el esfuerzo productivo fue la ausencia de restricciones políticas, sociales y morales de la que gozaron unos individuos ambiciosos para realizar sus proyectos personales de acumulación de riquezas. Los empresarios europeos fueron las primeras personas de la historia del mundo que pudieron dedicarse a los negocios sin preocuparse de que algún "buró de saqueo interno" quisiera frustrar sus pretensiones. También podía acumular sin tener que compartirlas con los ... que le ayudaban a enriquecerse. Como "grandes hombres" ... acumulaban riquezas haciendo que sus seguidores -ahora llamados empleados- trabajaran más duramente ... le resultaba fácil no hacer caso de sus pretensiones a una mayor participación en las ganancias. Más aún, las manos-espaldas, hombros-pies-cerebros que ayudaban no tenían ni voz ni voto en el asunto. Privados del acceso a tierra y a las máquinas, la "ayuda" no podía trabajar a menos que aceptara la legitimidad de los empresarios a "la carne y a la grasa" ... En síntesis, el "gran hombre" empresario era por fin libre de considerar la acumulación de capital como una obligación más elevada que la redistribución de la riqueza o el bienestar de sus seguidores.

El capitalismo, pues, es un sistema lanzado a un aumento ilimitado de la producción en nombre de un aumento ilimitado de los beneficios. Sin embargo, la producción no puede aumentarse de manera ilimitada. Libres de las trabas de los déspotas y de los indigentes, los empresarios tienen que enfrentarse con las limitaciones de la naturaleza. La rentabilidad de la producción no puede expandirse indefinidamente ... La intensificación conduce inevitablemente a la disminución del rendimiento. No puede dudarse de que la disminución del rendimiento tiene efectos adversos sobre el promedio del nivel de vida ... Tarde o temprano la curva del aumento de precios provocados por la merma ambiental comenzará a ascender más rápidamente que la curva del consumo ascendente y la tasa de beneficios tiene que empezar a caer ... Su capacidad de mantener los niveles de vida depende del resultado de una carrera entre el progreso tecnológico y el inexorable deterioro de las condiciones de producción.

A medida que ... aumentan los costos ... la inflación reducirá uniformemente la capacidad de la persona corriente para pagar los bienes y servicios ahora considerados esenciales para la salud y bienestar ... No debe descartarse la posibilidad de un profundo empobrecimiento ... estamos ... intentando compensar el aumento de precios con ... máquinas destinadas a "ahorrar mano de obra" y en proceso de producción ... Cuanto más rápidamente se industrialice el mundo subdesarrollado, más rápidamente deberá desarrollar el mundo industrial un nuevo modo de producción.

En la actualidad, la energía se acumula y se distribuye bajo la supervisión de un pequeño número de organismos y sociedades ... Cientos de millones de personas pueden ser técnicamente aislada de esta ... Sólo mediante la descentralización de nuestro modo básico de producción energética ... podemos restaurar la configuración ecológica y cultural que condujo a la aparición de la democracia política en Europa.

Nuestros antepasados ...  creo que no tenían conciencia de la influencia de los modos de producción y reproducción en sus actitudes y valores y que eran absolutamente ignorantes de los efectos acumulativos a largo plazo de las decisiones adoptadas para maximizar los efectos acumulativos a corto plazo. Con el propósito de cambiar el mundo de manera consciente, primero hay que tener una comprensión consciente de cómo es el mundo.

La mayoría de las personas son conformistas. La historia se repite en innumerables actos de obediencia individual a normas y modelos culturales, y los deseos individuales rara vez predominan en cuestiones que exigen alteraciones radicales de creencias y prácticas profundamente condicionadas ... Cada decisión individual de aceptar, resistir o cambiar el orden actual altera la probabilidad de que se produzca un resultado evolutivo específico ... algunos momentos son más "abiertos" que otros. Considero que los momentos más abiertos son aquellos en los que un modo de producción alcanza sus límites de crecimiento y pronto debe adoptarse un nuevo de producción. Estamos avanzando rápidamente hacia uno de esos momentos de apertura ... Entretanto, la gente que tiene un profundo compromiso personal con una determinada visión del futuro está plenamente justificada en la lucha por sus objetivos ... En la vida ... la única respuesta racional en caso de desventaja consiste en luchar con más vehemencia. 

M. Harris, Caníbales y reyes, Alianza Editorial 2006 (ed. orig. 1977).

Pienso que la Biblia actual debería estar compuesta por 2 libros: El mono desnudo y Caníbales y reyes. Ambos son libros viejos pero eso los ha hecho más valiosos porque el Tiempo los ha enriquecido. Pienso así porque su lectura nos capacita para comprender por qué el mundo es así y no de otra manera al proporcionarnos de forma clara y breve una comprensión suficiente de las coordenadas por las que nos movemos los humanos. Ambos libros nos ayudan a saber, tanto con sus aciertos como con sus errores y sesgos, y por eso deberían ser lectura obligatoria pues dejaríamos de ser peleles. Creo que la amplia cita que hago del libro de Harris, frases escogidas por todo el libro, prueban lo que digo. El texto fue escrito en 1977 y a pesar deso se ajusta mejor a nuestro presente que cualquier profecía biblíca o de brujaslolas. No hemos llegado a donde dice Harris, y a lo mejor no lo haremos (Harris pensaba que hoy estaríamos peor de lo questamos), pero eso es lo de menos, lo importante es que nos da las claves del mundo actual, todos los párrafos menos los 2 últimos, y de cómo funciona el mundo, los 2 últimos párrafos, porque eso nos capacita para cambiar un proceso que siempre se ha hecho de forma inconsciente y autoengañada porque la ignorancia y las creencias son lo que han guiado a la humanidad hasta ahora. Estamos en el principio de un momento abierto y por ello es crucial que no nos dejemos llevar por falsas creencias (que cada uno busque su propio beneficio es bueno para el conjunto y que hay un dios que vela por nosotros) y por la ignorancia, que hoy ya no tiene excusa ya que todos estamos alfabetizados y el acceso al conocimiento, más grande que nunca, es más fácil que nunca.

7.12.15

Critiquita 446: Kenia, Rodolphe y Leo, Dargaud-ECC 2015

Kenia es una notable historia con un mal final. Una gran lástima. Rodolphe y Leo, sus autores, crean y gestionan un misterio de forma magistral en los 4 1º cómics pero en el último pinchan el globo. No se trata de que no esté a las alturas de las expectativas creadas sino que es vulgar y simple. Las respuestas son tan tópicas, prosaicas y poco convincentes que son anticlimáticas. Para esto hubiera sido mejor que la historia fuera más breve o que los autores diesen una explicación menos clara, o no la diesen. Siempre es mejor dejar a los lectores un poco desconcertados o frustrados que dejarles insatisfechos. Comparando esta obra con la otra de Leo de Ciencia Ficción publicada en nuestro país parece que esta, además de muy parecida, es menos ambiciosa por lo que quizás esté ahí la clave. Más que crear una obra original parece que Rodolphe y Leo han querido recrear la ficción de Ciencia Ficción de serie B de los 50. Una historia de entretenimiento sin pretensiones que suele ser una transposición del cuento clásico de Terror. Una narración más interesada en impresionar que en ser coherente. Puede ser esta la causa pues, aunque el cómic se ambienta en la Kenia colonial justo al comienzo de La Guerra Fría, no explota tan interesante y emocionante contexto. Así, la historia podría haber ocurrido tanto antes de 1947 como después, sólo habría que cambiar la tecnología.
Lo curioso de Kenia es que a pesar de ser un producto francés sus protagonistas son ingleses cuando no es necesario para la historia pues Francia también tenía colonias en África y también estaba enfrentada con la URSS y era aliada de EE.UU. El tema puede ser tan simple como que Leo es brasileño, pero más bien parece que los autores consideran que su historia es más creíble en un ambiente anglosajón que francés.
Salvando lo mencionado Kenia es notable. Leo no es un gran dibujante pero domina la anatomía, puede dibujar cualquier cosa con pericia y es un buen narrador clásico. Además su estilo realista y claro es todoterreno por lo que puede satisfacer a cualquier paladar. No enamorará a muchos pero no resultará feo a nadie. La mejor prueba de la competencia de Leo es que su dibujo ha soportado muy bien el proceso de jibarización al que le ha sometido ECC. Una práctica lamentable, aunque entiendo que los 25€ es una barrera psicológica que pocos superan, sobre todo con el material desconocido. No obstante podía haber sido menos drástica. La edición es más pequeña que el comic book cuando ECC práctica mucho este formato. Unos euricos más tampoco son tanto. Por su parte el guión está bien construido y desarrollado y los personajes, si bien un poco estereotipados, resultan verosímiles y de la época, salvo la prota, pero es que en aquellos años no había espías mujeres investigadoras.
Así pues, Kenia es un cómic de Ciencia Ficción añeja sólido y bien realizado, aunque un poco tramposo, que sería fabuloso si no fuese porque el final es muy descuidado por simple e insuficiente, si bien siempre se puede tomar como mentira. Además parece abierto pues se despide con un hasta la vista. Hay un 2º ciclo titulado Namibia que acaba de terminar en Francia, sin duda eso es lo que ha animado a ECC a publicar este, eso y que en Francia han aprovechado el tema para sacar un integral de Kenia, que a juzgar por su sinopsis, no he querido leer mucho y no sé francés, parece que la cosa continúa de modo que puede que los autores resuelvan de mejor forma el relato.
Paperblog : Los mejores artículos de los blogs Paperblog