15.3.13

10ª Muestra Syfy de Cine Fantástico

La recién finalizada Muestra Syfy de Madrid ha demostrado su éxito, bien preparado manteniendo el precio de años anteriores a pesar de crisis e IVAs. Ha ampliado el número de sus películas y llena las proyecciones aunque sean malas. Sin embargo sigue optando por el cine Callao. Un cine muy visible y grande y en pleno centro pero malo porque no está insonorizado, se oye la calle con bastante claridad. Otra cosa que no me gusta es el criterio seleccionador. Es de agradecer que se haya abierto para dar cabida a mucho tipo de cine fantástico. El cine mudo, introducido el año pasado, ha repetido, el cine oriental ausente en la pasada edición ha vuelto, el cine ochentero ha repetido, pero sigue siendo predominante el cine fantástico vulgar. La historia formulaica llena de clichés absolutamente industrial de origen anglosajón. Es cierto que es el cine más reverenciado por la audiencia fiel, siempre somos los mismos, de esta Muestra pero creo que reducir el cine malo para traer un cine bueno, original o novedoso debería ser la preocupación de los programadores porque es la manera de salir del gueto friki (por definición integrista) y revindicar el cine de género, parece que una preocupación de los organizadores. Tirar de lo siempre no sirve porque es malo y lo único que hace es justificar los prejuicios. Ser acrítico sólo conduce al precipio como muy bien saben los lemmings. No se puede proyectar Nosferatu o Alien y luego absolutas mediocridades como Grabbers, Boneboys, Dead sushi, Cockneys vs zombies o The last exorcism 2.
 
El resultado de esto es que para mi esta es una de las peores ediciones a las que he acudido. Si bien mi criterio esta sesgado porque no pude asistir a las joyas de la Muestra: Antiviral y Cabin in the woods, las entradas estaban agotadas 4 días antes de su proyección (por otro lado, tiene sentido proyectar pelis que serán estrenadas meses después cuando se trata de traer pelis que o se descargan alegalmente o no se videan en España?). No creo que me hubiesen flipado pero seguramente me hubieran dejado mejor sabor de boca. Tengo que asumir que los peliculones que he visto gracias a la Muestra, Princess y Canino, y la comedia más divertida del siglo, Dale&Tucker vs Evil, lo que me ha fidelizado, han sido pura casualidad. Estoy lejos del gusto mayoritario y de las preocupaciones crematísticas de los organizadores.

 
Kenshin el guerrero: acudí a verla por ser la adaptación de un manga muy reputado y popular que no conozco. No me esperaba nada así que me sorprendió que fuese una absoluta mierda que encima dura más de 2 horas. Esta película parece una de acción estadounidense de los 80. Así pues adolece de una seria vejez prematura. Es una historia simple y tópica donde los clichés campan a sus anchas, los actores hacen un pésimo trabajo (admito que por edad no puedo percibir a un tipo afeminado y flacucho con un look muy estudiado como alguien duro y letal) y el director hace uno de los trabajos más sosos e innanes que yo he visto. Terrible. Lástima porque el guión proponía varios conflictos muy interesantes que seguro que la comercialidad ha hecho que se dejen de lado para ofrecer melodrama barato y pésima acción. El tema del lugar del honor en una sociedad mammonista y el de la fuerza como agente de la Justicia en una sociedad racional e injusta podían haber hecho de esta película un chambara especial. El film se sitúa en la época en que Japón deja de ser un estado de samuráis para ser un estado occidentalizado (el argumento tiene similitudes con el interesante manga La espada del samurái). También habría ayudado a la peli que alguien se hubiera dado cuenta de que los samuráis en la nueva época son zombis. En fin, una película malísima porque opta por lo masticado y lo simple en vez de por lo que la hace diferente, algo típico nipón ya que esa cultura prefiere la copia a la invención.
 

John dies at the end: uno piensa que si alguien junta a Kafka, a K. Dick, a Burroughs y el surrealismo sólo le saldrá algo interesante. Craso error. Coscarelli, una celebridad en el Fantástico más por simpatía que por capacidad, demuestra en esta peli, la única que he videado de él, que es un tipo culto, audaz e inteligente pero que no se sienta a pensar. La mezcla que quería pergeñar es muy dura de modo que era necesario pensar muy bien el guión. Como esto no pasó la peli se va deteroriando a medida que va avanzando porque Coscarelli no puede manejar con eficiencia un material complejo, personal y escurridizo. Ante esa evidencia lo único que se le ocurrió hacer fue trufarlo todo de chistes y gags que, aunque algunos son verdaderamente geniales (yo aún me sigo riendo), no consiguen enderezar la película o al menos hacer algo decente. Así, una gran idea se convierte en una peli que a ratos es una parodia de las comedias de adolescentes masculinos con toques fantásticos como la execrable Colega dónde está mi coche? (otros prefieren mencionar a El alucinante viaje de Billy y Ted película de la que no recuerdo nada salvo que me gustó bastante) y a ratos es una de esas comedias. Por ello no importa que los actores estén sólidos y lo bien que maneja Coscarelli la escasez de recursos así como lo ingenioso de muchas de sus ocurriencias (más que ideas). La película es vulgar e inconsistente. La gran apuesta de Coscarelli ha fracasado miserablemente.


Twixt: está es una peli de Coppola por ello no extraña que sea la mejor de las 3 que videé. Es un producto personal, por ello de poco presupuesto y marginal. Supongo que si hubiera salido algo grande se hubiera distribuido bien, pero no ha sido así. No es una mala película pero tampoco tiene algo especial pues su autor tampoco se esfuerza, es un mero divertimento de alguien que ya ha trascendido. La peli es una reflexión de Coppola a través de una historia, algo muy de moda, sobre el proceso creativo, el éxito y el Terror un tanto gafapástico, pues se dialoga con Poe (sin inventar nada pues el actor que lo interpreta recita lo que este escritor escribió sobre cómo creaba), y autobiográfico. La película, un relato clásico de miedo, es grata visualmente porque aún sin presupuesto y sin ganas el que tuvo retiene y mantiene la atención gracias a V. Kilmer, de quien se puede decir muchas cosas pero que es de esos pocos actores actuales que con su histrionismo y carisma pueden soportar una peli sobre sus hombros como demuestra que, aún estando gordísimo y limitándose a pasear, hace que la peli sencilla y mediocre, demasiada comodidad y demasiados tópicos, de Coppola no aburra. Así pues, Twixt no es mala pero su modestia no la hace recomendable.
 
En fin, no ha sido una gran muestra pero está en la media. A ver si el año que viene tengo suerte y ponen una gran gafapastada que me deja encandilado por unos pocos añitos.
Paperblog : Los mejores artículos de los blogs Paperblog