28.6.13

Critiquita 377: Los Vengadores nº 1/29, J. Hickman y J. Opeña, Marvel-Panini 2013


Tras la largamente esperada marcha de Bendis de Los Vengadores he decidido volver con ellos. Hickman me parece un guionista en el todo bastante parecido a Bendis, lento, insulso y limitado y, por ello, sobrevalorado, pero para esta vez me he autoconvencido de que, partiendo de la base de que le tolero más que a Bendis, estando al frente de la cole principal de Marvel el nivel de exigencia será mayor y estará obligado a ser "cañero" por lo que no podrá perpretrar otro tostón hiperlargo como el que hizo en los 4F, que tras el hype ya nadie habla de esa "gran" "super" etapa. Poca gente tuvo la paciencia de llegar hasta el triste final.


Este 1º nº es un trigrapa, la tónica hasta octubre en España, en la que están presentes tanto la grandilocuencia propia de Hickman como una historia simple muy Marvel, los superhéroes van y se pegan con los malos y los derrotan. El guionista británico se saca de la manga otros seres de raza antiquísima, anda que no hay en el Universo Marvel de estos, podían haber tirado de fondo de armario, es que nadie piensa en los lectores de toda la vida?, super poderosos y divinamente chalados que quieren transformar la Tierra sin consultar a los terrestres con el elemento interesante de creer en una Diosa Madre. Esto puede estar bien, lo encajarán con todas las entidades universales que pululan por el Universo Marvel con las que flipábamos a principios de los 90 a través de Starlin? Los Vengadores los frustran a hostias sin consultar a nadie quedando así la cosa como 2 panteones pegándose por el dominio de un planeta. Tampoco es que eso esté mal pero en superhéroes esperamos otra cosa. En fin, una historia muy manida ya y llena de clichés y tópicos en los que apenas entrevemos a los Vengadores, un equipo nada bien diseñado para amenazas cósmicas (Ojo de Halcón? Viuda Negra?) y poco inteligente (Hulk?), pues todo se centra en el Capi y en Iron Man, que parece que para Hickman son como el Ying y el Yang. 

A los dibujos está el relativamente novato Opeña. Un dibujante limitado de estilo impersonal que le debe todo su atractivo a los coloristas capitaneados por D. White pues con un estilo pictórico y una paleta clara y apagada son los que realmente hacen agradable el aspecto gráfico. Con todo Opeña es bastante competente, es bueno en la gesticulación, es sobresaliente con los bichos, es trabajador, narra con eficiencia a pesar de que se pasa con los planos medios y cortos (justo los no adecuados para la acción) y con el punto de vista frontal y me hace gracia esa característica autoral de hacer las narices largas y puntiagudas, le dan un aspecto, sobre todo al Capi, raruno en el sentido de nunca visto en Universo Marvel donde siempre han reinado los perfiles griegos y las narices pequeñas. Lo que ya no me mola tanto es lo mal que hace el rostro femenino (es el típico dibujante que sólo tiene una cara para las mujeres como muy bien demuestra la viñeta en la que salen la Capitana Marvel más fea de la Historia y Spiderwoman en el 1/3 final del 2º episodio), es extraña esa querencia por los ojos enormes y muy separados. 

En resumen, un 1º nº decente, mejor que lo que había inmediatamente antes, pero un estreno flojo, cosa previsible pues el guionista es Hickman, más si consideramos que es la serie principal del Universo Marvel. El final Deus ex machina agua todo pues este recurso es para el fin de la historia no para el de un episodio. Por otro lado, el manido ya truco de dejar entrever al lector lo que está por venir, algo con fuertes implicaciones galácticas, no transmite que Los Vengadores irá a mejor pues no tiene pinta de ser extraordinario y, recordando los 4F de Hickman, no hay muchas posibilidades de que lo sea. Pero que conste que me gustaría equivocarme. No obstante a lo dicho, aún es pronto para concluir nada. 

2 comentarios:

Felipe dijo...

Estoy de acuerdo contigo. Son 3 números insustanciales. Esta manía de que los Vengadores son los de la película es bastante pesada. Tengo ganas de saber quién es ese Hyperion, desde Gruenwald no hay nadie que lo haya guionizado bien.

Opeña no lo hace mal pero dibujaba mejor en X-Force.

Sigo a Hickman para ver si finaliza las tramas o continua ideas de 4F, Guerreros Secretos y Shield.

Por cierto, ha amenazado otra vez con que tiene planes para 60 números.

Por ahora me parece un poco más interesante, dentro de un nivel bajo, sus Nuevos Vengadores.

Antonio Alvarez dijo...

Hey Felipe!

Lo del Hiperión sospecho que viene de lo de Ultrón. A ver qué pasa con eso, el Escuadrón Supremo me parece muy interesante. Se ve que Superman tiene que ser de los Vengadores. Bendis tenía al Vigía y Hickman a Hiperión.

Yo creo que continuará lo cósmico de los 4F. El rollo de los inhumanos.

A mi eso de los planes tan largos me parecen una aberración. Es rígido y si no te mola te toca esperar durante años. Lo de los 4F no merecía la pena tanto nº. Al menos como los Vengatas son quincenales, esos 60 nº son 30 meses solo.

Yo es que no quiero saber nada de los Illuminati. Me parece super antisuperheroico y me parece demasiado pesado para ser retrocontinuidad viable. Pensaba pillar también los NV pero en cuanto supe que Hickman los iba a llevar por allí, pasé.

Paperblog : Los mejores artículos de los blogs Paperblog