Ir al contenido principal

Critiquita 196: JLA*JLE nº 18, K. Giffen, J. M. DeMatteis y K. Maguire, Planeta DeAgostini 2007

Pues aquí se termina (definitivamente?) esta cole. Ha costado más de 18 meses, que eso se olvida pronto, y nos hemos tenido que tragar una serie de horrores que también se olvidan pronto, hasta que se relee la cole, aunque al fin PDA consiguió una edición perfecta (incluso con * y n. del t.) en la que sólo es discutible el tamaño (mal por Sears, Maguire y AH! pero bien por todos los demás). En fin, la verdad es que me da un poco de pena su cierre, porque comics tan entretenidos, bien hechos y que proporcionan mucha lectura por grapa, ya no se encuentran.
En este tomo seguimos con la idea de los supercolegas, a partir de la cual, por fin, Giffen y DeMatteis logran plasmar la idea que les motivó a iniciar esta cole. Por fin logran escribir una auténtica sitcom que además, ocurre en el infierno (este tipo de cosas es lo que puede aportar el género a la sitcom), para terminar con una historia más superheroica, donde crean versiones alternativas, interesantes y atractivas (guiño y mueca subnormal con la boca) de los pjs, que supone un buen cierre a este fresca visión del género superheroico.
En este tomo, Giffen y DeMatteis, hacen un trabajo mucho mejor que el del anterior tomo. Aunque seguimos con los fallos de siempre, demasiada verborrea y demasiadas gracias sin gracia por abusar, tenemos de vuelta lo mejor de estos autores junto con una de sus constantes, la inclusión de un pj que por su candor haga de Urkle en la serie (Gardner tras su golpe en la cabeza, el Mayor Gloria y Mary Marvel). Buenas ideas, originialidad, frescura, reflexión autoparódica y gran caracterización de pjs (en este tomo, uno se da cuenta de lo bien que lo han hecho, cuando siente pena de que se acabe porque ya no volvera a leer a estos pjs). Me gustan más otros tomos, pero este les ha quedado muy bien y tiene algunas de las mejores ideas de toda la cole (lo del infierno me parece una auténtica genialidad y el final, me parece una magnífica y adecuada explotación de un clásico), de modo que, estos autores consiguen terminar con altísimo nivel (alguien ha dicho Millar y Bendis?) su obra.
Maguire hace un trabajo excepcional en este tomo (aunque hay que trabajar más a Power Girl). Mejor que en el anterior. Demostrando que él, si ha aprovechado el tiempo para mejorar y crecer como artista, consiguiendo un estilo más puro y destilado en el que, aunque la incorrección anatómica (os habéis fijado en las piernas de los pjs femeninos?) sigue saliendo de vez en cuando, demasiado para un autor de primera fila, en este tomo de muestra que no hay nadie como él, dentro del mainstream, en cuanto se refiere a gestualidad del dibujo. Es realmente impresionante, un auténtica gozada e incluso, un espectáculo exclusivo (lo que se ve en sus dibujo, no se ve en ningún otro), leer este cómic gracias a su trabajo. Con un dibujo así, queda patente la gran necesidad que tienen los guiones de Giffen y DeMatteis de dibujantes expresivos y de primera fila, pues con dibujos así, es cuando sus diálogos consiguen transmitir, tener alma y chispa (es como la diferencia entre leer una obra de teatro y verla representada) y por tanto, conseguir los objetivos de los autores, es decir, ver su obra tal y como la han concebido. Es una gran pena, por tanto, que esta cole no gozase del trato editorial que se merecía en cuanto a dibujantes. Pero bueno, centremos en este tomo, que contiene un trabajo excepcional en cuanto a gestualidad y poses (lo que a veces convierte a los pjs en histriones) con el que Maguire, a partir de ahora Maguire, consigue dotar de verosimilitud los guiones y dar a los diálogos el plus de comicidad que necesitan. De modo que, si sólo puedes comprar un tomo de esta cole, quizás este sea la mejor opción (en cuanto que a diferencia de otros mejores, este es autoconclusivo y esta brillantemente dibujado de principio a fin).
Pues nada, después de haber leído toda la cole y anexos, continuaciones y epílogos puedo confirmar que el prestigio de esta cole es merecido. Además, creo que el tiempo le ha sentado bien. No son intemporales, el trabajo de los guionistas tiene regusto a otra época, a una forma y concepción del género diferente a la de hora, pero el tiempo ha despojado a la JLA*JLE de su falsa vitola de cómic gracioso que había tapado un poco el gran cómic de superhéroes que es esta cole (la gente te decía que es muy gracioso, pero no que es un cómic de superhéroes estupendo). Ya que en ella, a pesar del tono autoparódico y de la búsqueda de la sitcom por encima de la acción, podemos encontrar notablemente conseguidas las características que han hecho de este género, el dominante en el cómic occidental: sensación de maravilla, frescura, originalidad, cifi alocada, aventura, imaginación, epicidad, heroísmo y, sobre todo, entretenimiento y evasión. Son unos comics que consiguen estimular tu imaginación y que te evadas de la realidad, que es el objetivo con el que estan concebidos (bueno, eso era antes), y proporcionarte una gratísima lectura y eso, a pesar de los esfuerzos de PDA (y otras), no tiene precio.

Comentarios

Felipe ha dicho que…
Os Echaremos de menos.Para mi una de las mejores etapas de la JLA y del mundo del cómic. BWA-HA-HA-HA ( EL AUTÉNTICO, NO ACEPTEIS IMITACIONES).

Y RECORDAD: CADA VEZ QUE NO HACEIS UN COMENTARIO, DIDIO MATA A UN MIEMBRO DE LA JLI. SI NO ME CREEIS LEED OMAC.
fer1980 ha dicho que…
Maguire es buenismo y eso que pasa de los fondos la mayoria de las veces y abusa de los primeros planos, pero es que es la ostia, por lo demás a mi este tomo también me gustado mucho y comparto tu analisis, una pena que se acabe, pero en conjnto una obra redonda, por otro lado que curiosos lo que se comenta en el articulo introductorio ¿no?, eso de que la gente se enfado cuando salio la serie ya que salio más tarde de los previsto y Didio ya la había preparado con la genta de la JLA/JLE.
Kalashnikov ha dicho que…
Sin olvidar que se trata de un tomo inédito en España.
Anónimo ha dicho que…
BWA-HA-HA-HA

Entradas populares de este blog

Smallville: Alicia ha muerto, QUÉ VIVA ALICIA!!

Acabo de de ver el episodio de "Smallville" 4.12 emitido por la 1 y me ha entristecido ver como el personaje que más me gusta de toda la serie muere y encima de esa forma tan banal.


"Smallville" es una serie que sigo de forma irregular desde aquel verano en la que la primera lo emitió. Lo sigo de esa forma, porque la serie tiene tantas cosas que me gustan como que no y como casi siempre no pasa nada, pues no duele perderse algún episodio.
El asunto es que yo, como buen español, apenas sé algo de DC y de Superman, por lo que no me chirría o sulfura los "cambios" o las nuevas ideas que se dan sobre la adolescencia de Superman, las cosas que no me gustan son la incoherencia de la serie tanto entre episodios como dentro de un mismo episodio como que nadie sea capaz de descubrir a Clark cuando guarda fatal su secreto, que el gobierno de EE.UU. no intervenga y limpie Smallville ante la cantidad de tipos con poderes que se dan por allí (algo así como Sunnydale, va…

Apocalipsis now (redux) en clave mítica

Película impresionante. Puro Cine en cuanto a que sólo este arte puede construir un relato así. Uno de los, sin duda, mejores films de todos los tiempos. Espectáculo alucinante. Una obra excesiva, exagerada e inolvidable. Así es "Apocalipsis now".


Comienza con un plano sostenido de una selva en el que se escucha un helicóptero que se va acercando. Después de que este pase por delante de nosotros comenzamos a oír "The End", una de las canciones míticas del siglo XX con un Morrison que canta en un inglés cristalino, y un humo amarillo empieza a bailar entre la selva y nosotros. Después, repentinamente, pasa por delante nuestro un helicóptero, otro?, y la selva estalla en llamas. Así termina este plano hermoso e hipnótico. Uno de los mejores comienzos del Cine.
Con este último videado he comprendido por fin Apocalipsis. La verdad, como siempre me ha bastado su espectacularidad, nunca me he preocupado de interpretarla (tampoco creo que hubiese podido porque es bastante…

POST 800: Relecturas XCIV: Los Vengadores: Grandes amenazas, Shooter et al., Panini-Marvel 2011

Este tomo reúne una serie de historias independientes y cortas de finales de los 70 que son publicitadas por los viejunos como el epítome de la acción en Marvel porque son peleas donde los Vengatas se pegan con enemigos muy poderosos. Nunca hasta ese momento este supergrupo había encadenado seguidas tantas peleas capaces de llevarlo límite, y no estamos hablando de una alineación floja. La de esta época no es moco de pavo. Evidentemente de eso hoy no queda nada. Los tiempos han cambiado y el dibujo se ha sofisticado así que la acción de estas historias ha quedado superada por la de sus sucesoras. Quizás antes de estos nº las peleas superheroicas no habían sido tan especiales. Lo cierto es que aquí el trabajo del guionista, y sobre todo de los dibujantes, no es tan funcional y lleno de clichés como era la norma en los cómics anteriores. Pero hoy en día, gracias al cine de Acción y a que los dibujantes actuales deben ser espectaculares más que trabajadores, la acción de estos nº resulta…

Qué presente impresentable!, Quino, Lumen 2005

Videados 54: El Planeta de los Simios, F. J. Schaffner 1968

Esta seguramente sea la peli que más me deslumbró e impactó en mi infancia, como a todo chaval que creció en los 80 supongo. A pesar de su sobriedad y de que es más filosófica y conversacional que de acción y aventuras fue capaz de subyugar a aquella chiquillería porque todo el asunto de los simios era algo realmente impactante para un infante (no sé si lo seguirá siendo). Verlos hablar, verlos como dominan a los humanos y ver como estos han conservado tan sólo el nombre, pues la cualidad que los distingue y define, la inteligencia, no está en ellos, en suma, ver el mundo al revés, tiene algo de fascinante y terrorífico, de sublime tal y como lo formularon los románticos, que atrapa fácilmente la inocente y asustadiza alma infantil (modo Ternin off).

La volví a videar hace poco, años después de la última vez. La tenía bastante enterrada en la memoria. Salvo los momentos impactantes y archiconocidos no recordaba nada de ella. No recordaba que tenía un discurso complejo y filosófico por…